9 abr. 2012

Dieta para el cáncer de mama

Esta dieta que proponemos puede y debería seguirla cualquier persona, no solo las que padecen cáncer de mama o tienen alto riesgo de contraerlo por cuestiones hereditarias, pues un régimen alimenticio que reduzca al mínimo frituras, productos lácteos, harinas y azúcares refinados, contribuye a evitar muchísimas patologías. Tampoco queremos crear la falsa expectativa de que todos los trastornos orgánicos o enfermedades que una persona pueda padecer desaparecen con el consumo de alimentos vegetales (frutas, legumbres y verduras) pues en muchos casos las medicinas son indispensables. Sin embargo, una buena alimentación, rica en fibra, seguida de una vida serena, acompañada de deporte moderado, contribuye en una enorme medida a poseer un equilibrado bienestar físico y mental.

Las grasas animales, alimentos enlatados, las bebidas alcohólicas, comidas rápidas de dudoso contenido nutricional, colorantes y conservantes, típicos hábitos alimenticios de los occidentales, hacen que en esta parte del mundo se eleven los predisponentes a padecer cáncer de mama, entre otros tipos de cáncer, de los cuales si bien aún se desconocen en forma cierta las causas, investigaciones científicas demuestran que la dieta influye mucho en su aparición y en el control de su evolución.

Pareciera hasta aquí que los vegetarianos estamos bastante protegidos si eliminamos azúcares y productos refinados, sin embargo:

En el cáncer de mama, cumple el estrógeno, hormona que segregan tanto los ovarios como las glándulas suprarrenales, un papel crucial, pues si se produce en exceso, puede ser causante de este grave mal.
A la producción natural de estrógenos se le suman los estrógenos químicos, que se agregan a nuestros alimentos vegetales por el uso de fertilizantes y pesticidas usados para su cultivo. Es por ello, que además de consumirse productos que nos brinda la tierra, debemos procurar que sean orgánicos.

/vegetomania

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...