29 feb. 2012

Recetas para embarazadas


Bajarle las calorías a esa receta tan tentadora puede parecer un imposible, pero es cuestión de seguir algunos pasos simples. Aprenda a no resignar sabor y al mismo tiempo esquivar las grasas leyendo esta nota 


Todos tenemos debilidad por un plato... o por varios. Y generalmente todo lo sabroso de nuestra comida preferida tiene su correlato en el número de calorías que posee.


Más sabor igual a más kilos no es una buena ecuación. Para convertir un plato que engorda en uno saludable, sólo basta recordar algunas breves instrucciones:


1. Identifique todos los elementos ricos en calorías en la receta original.


2. Haga una lista de productos de bajas calorías que puedan ser candidatos a reemplazarlos. Para hacer esto empiece de a poco. Comience por sustituir una porción de los productos originales por aquellos bajos en calorías, y vaya comprobando cuánto afecta al sabor y la consistencia del plato original.


3. A veces conviene dejar una mínima porción de grasas para que el plato no pierda identidad. Además, recuerde que eliminar por completo las grasas tampoco es saludable. Si se cocina al horno, especialmente, una pequeña cantidad de grasa es imprescindible para dar cuerpo al plato.


4. Si su receta lleva huevos, reemplácelos con algún sustituto. Un huevo tiene 4 veces más calorías que sus sustitutos más comunes, como por ejemplo el tofu.


5. En aquellos platos dulces que se hacen al horno (comúnmente tortas), reemplace los aceites, mantecas o margarinas por puré de frutas o compota de manzanas.


6. Use leche descremada o baja en calorías en lugar de leche entera.


7. Use mayonesa descremada o crema baja en calorías en vez de la normal. El yogur (descremado y sin sabor) también es un buen candidato para el reemplazo en estos casos.


8. Sáquele la piel a las aves de corral, ya sea antes de cocinarlas o después. El pollo, por ejemplo, se secará si se lo cocina sin piel, así que lo sensato es asegurarse de que no llegue a la mesa removiéndola después de cocido.


9. El aceite de oliva agrega mucho sabor a sus comidas, cierto, pero también muchas calorías. Pruebe reemplazarlo con margarina baja en calorías y si no es suficiente a los efectos deseados, controle la cocción y agregue agua periódicamente si la comida se pega.


10. Aprenda dónde la grasa puede marcar una diferencia de calidad en el sabor y dónde se puede prescindir sin mayores problemas de ella. Esto lo da la experiencia (o sea, la cantidad de horas que pase en la cocina) y también la experimentación. Recuerde ir probando las sustituciones de productos de a poco, para poder ver mejor los resultados.


11. Balancee la reducción de ingredientes ricos en grasas con aderezos. Esto quizás modifique el sabor original del plato, pero rara vez lo convertirá en una comida insulsa y sin personalidad.


12. Aprenda a encontrarle el gusto a las comidas bajas en calorías. Hasta a la más insulsa receta light se le puede encontrar un giro gourmet. Pruebe con ingredientes impensados (cuanto menos calorías tengan, mejor) hasta crear platos personales y alcanzar sabores que jamás imaginó.


13. Recurra a ingredientes vegetarianos. Los vegetarianos (o los veganos, su versión más extrema, quienes no comen por cuestión de principios ningún derivado de la vaca) son expertos en encontrar reemplazantes naturales para cada elemento con una cuenta de calorías elevada.


14. No se olvide del caldo. Un poco de caldo saborizado puede ser un excelente sustituto para la manteca o el aceite.


15. Recurra a la versatilidad de la mayonesa. Un poco de mayonesa baja en calorías (sólo un poco: un exceso de mayonesa, por mínimo que sea, puede arruinar cualquier plato) sirve para reemplazar el aceite en las tortas. Dato útil si no se quiere recurrir a la compota de manzanas o al puré de frutas.


16. ¿No puede resistirse a esos aderezos altos en calorías? A no preocuparse. Pruebe mezclándolos con crema baja en calorías o yogur, de acuerdo a su gusto personal. El resultado lo sorprenderá.


17. La leche en polvo es su amiga. La leche condensada y baja en calorías le agrega mucha consistencia a un plato, además de eliminar grasas. El dato es ideal cuando se piensa en un postre sabroso y no se quiere poner en riesgo la dieta.


18. Menos cantidad, más calidad. Nunca es lo indicado eliminar por completo las grasas de la dieta, ya se ha dicho antes. Por eso, si algún producto bajo en calorías o descremado es verdaderamente incomible, pruebe reduciendo drásticamente las raciones de calorías. Use tres veces menos azúcar (o manteca, o el ingrediente conflictivo en cada caso) que lo habitual, y su problema estará solucionado.


19. Si no puede dejar el pan... ¡al menos abandone a sus acompañantes! Si el pan es ineludible en su dieta, por cuestión de costumbre o de simple gusto, nada de manteca ni mermelada. Disfrute del sabor singular del pan fresco, y si es tostado mejor.


20. Siga todos estos consejos, pero no sea extremista. Esperamos no ser insistentes, pero debemos repetirlo una vez más para terminar: no es saludable eliminar completamente las grasas de su dieta. En promedio, entre el 20 y el 30 % de sus calorías deben provenir de las grasas.
Estos consejos le servirán para tener una dieta más sana, siempre y cuando no lo olvide.


/enplenitud

Enfermedades raras: ¿no podemos hacer nada?




DÍA MUNDIAL DE LAS ENFERMEDADES RARAS




El 29 de febrero se celebra el “Día Mundial de las enfermedades raras” que tiene como principal meta reivindicar la solidaridad hacia las familias con patologías poco frecuentes. ¿Sabes cuáles son estas patologías?, ¿por qué se denominan raras?


Las personas que conviven con una enfermedad poco frecuente se enfrentan cada día a todo tipo de dificultades: barreras emocionales, trabas para obtener un diagnóstico, problemas de acceso a tratamientos, etc… Pero, por si esto fuera poco, a menudo los afectados y sus familias también tienen que convivir con otro tipo de situaciones que les suponen un importante desgaste emocional. Nos referimos al desconocimiento e indiferencia de las personas, que hace mella en las familias y dificultan su plena integración en la sociedad.


¿Qué es una enfermedad rara?


En la Unión Europea se ha definido legalmente como Enfermedad Rara aquella que afecta a uno de cada 2.000 ciudadanos, que equivale a un 6-8% de la población. En España hay unos tres millones de personas afectadas por estas enfermedades.


Características de las enfermedades raras


Las enfermedades raras son frecuentemente enfermedades crónicas, progresivas, degenerativas y, en ocasiones, comprometen la vida.


Son dolorosas y generan sufrimiento para el paciente y su familia.
Producen discapacidad: la calidad de vida de los pacientes está comprometida por la ausencia de autonomía.
No existen tratamientos efectivos.


Existen entre 6000 y 8000 enfermedades raras.
Un 75% de las enfermedades raras afectan a niños/as.
Un 30% de los pacientes con enfermedades raras fallecen antes de los 5 años de vida.
Un 80% de las enfermedades raras tienen origen genético
Otras enfermedades raras son resultado de infecciones y alergias.


Enfermedades raras más comunes en España


Esclerosis Lateral Amiotrófica: es una enfermedad degenerativa neuromuscular en la que la motoneuronas pierden funcionalidad y se necrosan produciendo una debilidad y parálisis muscular progresiva que conlleva a la muerte.
Enfermedad Huntington: antes denominada Corea o Baile de San Vito. En esta enfermedad aparecen problemas cognoscitivos, psiquiátricos y motores. La enfermedad es causada por herencia genética y actualmente no existe ningún tratamiento que la cure ni frene su progresión.


Colitis ulcerosa y la Enfermedad de Crohn: son enfermedades inflamatorias intestinales. Se desconocen sus causas, pero sí que pueden ser inducidas por factores genéticos, autoinmunes y ambientales externos o internos.
Xantomatosis cerebrotendinosa: es una enfermedad genética. Sus síntomas principales son la aparición de xantomas en los tendones, sobre todo en miembros inferiores, presencia de cataratas oculares precoces y diferentes trastornos neurológicos.


Enfermedad de Fabry: se hereda de forma recesiva ligada al cromosoma X, de manera que las mujeres son portadoras y los varones la padecen. Los síntomas principales consisten en aparición de angiokeratomas (manchas pequeñas), dolor abdominal, fiebre, problemas oculares…
Fibrosis quística: es una enfemedad multisistemática que genera la formación y acumulación de moco viscoso que afecta sobre todo a pulmones y aparato digestivo.


Esclerosis sistémica: se desconocen sus causas y se trata de una enfermedad del tejido conectivo que se caracteriza por cambios en la piel, en los vasos sanguíneos y en músculos esqueléticos.
Enfermedad de Niemann-Pick: es una enfermedad hereditaria en la cual se acumulan esfingomielina y lípidos en las células de diferentes órganos. Los niños afectados suelen morir precozmente en los tres primeros años de vida.


Enfermedad de Gaucher: es una enfermedad de transmisión genética, caracterizada por un déficit de la enzima glucocerebrosidasa que es una enzima que interviene en la degradación lisosómica de los glucolípidos.


/serpadres

Llegó la hora de la medicina integrativa






La búsqueda de respuestas médicas combina los métodos tradicionales con innovadoras opciones no convencionales. Los tratamientos de reiki, la homeopatía, el mindfulness y el consumo de hierbas naturistas, sumados a las opciones clásicas, están en boga. La importancia de la relación médico-paciente. Nuevas opciones para agregar a la formación profesional.


Cada vez son más las personas que incursionan en la medicina integrativa, al momento de encarar una vida sana en cuerpo y espíritu. Hoy en día, se encuentra al alcance de todos un sinfín de opciones, que en otras épocas no eran tan practicadas. Es así que, por ejemplo, las técnicas orientales de reiki, la acupuntura, el yoga o el tai chi, entre otras, son incorporadas por las personas en sus prácticas cotidianas.


Estas nuevas tendencias tienen en cuenta los factores biológicos, fisiológicos, psicológicos y culturales del paciente, porque toda enfermedad existe en la triple forma de cuerpo, mente y espíritu. No existe afección que afecte sólo una parte sin provocar alteraciones a las otras dos.


Un estudio realizado en 2006 por el Hospital Italiano, entre un grupo de personas con diversas afecciones, determinó que más de un 66% de la población consultada se informó con algún tipo de especialista en medicina no convencional -ya sea en tratamientos de homeopatía, acupuntura, osteopatía, reiki, médicos naturistas, o consumo de hierbas medicinales, entre otras prácticas) sin mencionárselo, en muchos casos, a su médico de cabecera o clínico. 


Esta investigación evidencia la actitud de pacientes que recurren a tratamientos y técnicas alternativas en aquellos casos en que encuentran que la medicina tradicional (alopática) no les da una respuesta para tratar sus afecciones.


Mejoras para la relación médico-paciente


Cuando el médico tiene una actitud de poca apertura hacia enfoques innovadores no indaga acerca del empleo de medicinas alternativas por parte del paciente. Por eso, cuando éste último las prueba no suele comunicárselo al profesional. Entonces, lo que ocurre es una falta de comunicación en la relación médico-paciente. Por el contrario, el enfoque integrativo se fundamenta, principalmente, en la relación terapéutica participativa entre el paciente y el especialista de salud. 


¿Por qué recurrir a técnicas alternativas?


Los motivos por los cuales los pacientes recurren a la medicina no convencional son diversos y pueden estar vinculados a sus creencias, a las recomendaciones de terceros, al fracaso de algún tratamiento convencional, a la valoración de una visión holísitica o al contacto con lo natural.


Los médicos clínicos suelen ser reacios a las prácticas de la medicina no convencional, básicamente por desconocimiento de sus implicancias. Sin embargo, en los últimos años, se ha evidenciado una tendencia positiva hacia este enfoque médico.


Nueva opción de formación profesional


La poca apertura hacia la medicina integrativa se relaciona con el tipo de estudio y práctica adquirido, basado, en general, en el modelo de medicina alopática occidental, donde las medicinas alternativas o complementarias están excluidas del sistema nacional de salud. Tales prácticas suelen quedar afuera de los programas de estudio de las facultades de medicina.


Este año la facultad de ciencias de la salud de la Universidad de Belgrano junto a la Asociación Argentina de Medicina Integrativa (AAMI) y el auspicio de la Asociación Médica Argentina (AMA) brindarán la primera diplomatura, a nivel mundial, en Medicina Integrativa. La formación profesional está destinada a médicos, psicólogos, estudiantes de  psicología y de medicina, profesionales de la salud e interesados de diferentes áreas que trabajen o deseen formar equipos interdisciplinarios.


Los alumnos serán introducidos al conocimiento de las terapias vibracionales, las técnicas de respiración y registro corporal, la participación activa del paciente y co-responsabilidad en su enfermedad, la Medicina Tradicional China, Mindfulness (entrenamiento de la mente), la medicina naturista, la homeopatía, el enfoque psiconeuroendocrino del estrés y el envejecimiento, la medicina del dolor (Terapia Neural) y el reiki.


En los próximos 10 años la mayoría de los hospitales de nuestro país contarán con un servicio de medicina integrativa, como se viene dando en los principales centros de salud del mundo donde se brindan técnicas de respiración, relajación, masajes, acupuntura, visualizaciones guiadas, reiki y musicoterapia, entre otras.


Cualquiera sea la modalidad elegida, lo cierto es que la Medicina Integrativa es una manera diferente de entender la salud y el bienestar.  El ser humano es abordado en su totalidad, es decir, como una unidad bio-psico-social-espiritual, y donde el enfoque médico toma estas dimensiones e incluye todos los aspectos de su estilo de vida. Esta práctica trabaja con equipos transdisciplinarios que se valen tanto de técnicas tradicionales como de novedosos desarrollos, siempre sin ser invasivos para el paciente.


Por la Licenciada Susi Reich, directora de la Asociación Argentina de Medicina Integrativa y del Curso Superior Universitario en Medicina Integrativa de la Universidad de Belgrano.


/entremujeres

Propiedades del ajo Propiedades del ajo Propiedades del ajo






Las propiedades del ajo crudo han sido reconocidas desde épocas remotas por la sabiduría popular y los sabios de esos tiempos, entre ellos los egipcios, y el padre de la medicina, el griego Hipócrates, que lo recomendaban como remedio natural. Sus propiedades antibióticas fueron comprobadas por el químico Louis Pasteur (1822-1895).


Además de sus efectos antibióticos, es antiinflamatorio, expectorante, refuerza el sistema inmunológico, es antihipertensivo, anticoagulante, vasodilatador, baja el azúcar en sangre y la depura. Es recomendable entonces, para pacientes diabéticos, hipertensos, con problemas cardíacos, respiratorios y circulatorios. Previene la arteriosclerosis. Además, contienen vitamina C. El jugo de ajo es un buen antiparasitario. Tiene efecto sedante por su contenido de azufre y fósforo.


Tiene un sabor intenso, por lo cual en general no resulta agradable consumirlo solo, pero en ensaladas, sopas o salsas, realza el sabor. Debemos acostumbrarnos a no cocinarlo ni freírlo, sino agregarlo crudo, pues de lo contrario, solo servirá como condimento.


Aplicado externamente, ayuda a cicatrizar heridas, eliminar verrugas y callos; y masajeando el cuero cabelludo, previene ciertas clases de calvicie.


Como efecto adverso, ocasiona fuerte olor en el aliento y la transpiración al eliminar las toxinas orgánicas. No se recomienda consumir en mucha cantidad en el embarazo, ni durante el período menstrual por su efecto anticoagulante.


/vegetomania

Dietas posverano: un momento ideal para organizar las comidas


En vacaciones se suele ingerir muchas calorías. Lo mejor es bajarlas de a poco.


Ahora que el verano tiene los días contados, y que las bikinis y mallas miran al cajón con ganas de volver, la dieta parece cosa del pasado. Pero en realidad el retorno a las actividades habituales es el momento ideal para organizar la conducta alimenticia del resto del año.


“En las vacaciones solemos producir cambios bruscos en nuestros hábitos alimentarios”, cuenta la licenciada en Nutrición Laura Álvarez Galán. Que consisten en “descuidar los horarios de las comidas y aumentar la ingesta por picoteo debido a las reuniones sociales”, explica.


Además, en vacaciones se abusa de comidas rápidas y prácticas para llevar a la playa o picnic como los sándwiches, fiambres, facturas y snacks. Sin olvidar el helado, el alimento estrella de la temporada. Pero para volver a la normalidad, no conviene empezar de golpe, sino que hay que ponerse las pilas de manera gradual, “el cuerpo necesita un tiempo de transición. Es mejor ir reduciendo la ingesta de calorías de a poco, y sustituyendo los alimentos más calóricos por otros más ligeros y sanos”, sugiere Álvarez Galván.


En esta época del año se recomienda consumir nutrientes que cuiden la piel después de las agresiones del verano. Hay que incluir “verduras de hoja verde y de color rojo/naranja, así como cítricos, ya que contienen vitamina A y C, potentes antioxidantes que mejoran la producción de colágeno”, sugiere Álvarez Galván. También “el germen de trigo, los frutos secos y los cereales integrales por la cantidad de vitamina E que evita la acumulación de radicales libres”.


Los cítricos –como naranjas, mandarinas, limón y pomelo- son los protagonistas indiscutidos del otoño. Aportan vitamina C, ácido fólico, potasio, calcio y magnesio. Además, ayudan a reforzar el sistema inmune y a prevenir enfermedades.


También es la época de los zapallos, las berenjenas y los vegetales de hojas verdes. Álvarez Galván da algunos consejos para facilitar el consumo de frutas y verduras: “Hay que elegir postres con frutas cocidas en compotas, al horno o en puré. También se recomienda agregar una fruta o jugo en el desayuno”.


En cuanto a las verduras, recomienda “preparar sopas, guisos y pucheros siempre y cuando usemos carnes magras”. En general, marzo es el mes en el que se recuperan las rutinas, por eso muchos vuelven al gimnasio en esta época del año. Dos horas antes de hacer actividad física se recomienda “consumir alimentos de fácil digestión donde predominen los hidratos de carbono con algo de proteínas magras”, sugiere la licenciada en Nutrición Karen Cámera.


Algunos ejemplos son “leche chocolatada con bay biscuits, yogur descremado con sándwich de queso magro y tomate, o licuado de banana con tostadas con queso untable descremado”.


Para no rendirse ante la excusa de la falta de tiempo, Cámera aconseja “tener en la heladera, freezer y alacenas un stock de alimentos saludables que faciliten comidas sanas, nutritivas y que brinden energía para todas nuestras actividades”. Comprar frutas y verduras, lavarlas y dejarlas en la heladera listas para consumir es un truco simple para disponer de alimentos sanos casi al instante.


Otro saboteador de la buena conducta alimenticia es la necesidad de comer algo dulce. “Esas ganas son producto del descenso del azúcar en sangre”, explica Cámera, y para combatirlas hay que “distribuir correctamente las ingestas y equilibrar la cantidad y calidad de los nutrientes en cada una de ellas”. Si a pesar de eso aparecen, existen alternativas saludables como copos de cereal, vainillas, bay biscuits, frutas (frescas, asadas y/o deshidratadas) y cereal inflado. Y si atacan después de las comidas, también hay postres saludables como arroz o avena con leche y yogur con cereales o frutas secas (ver recuadro). Dicen que después del caos viene la calma, así que aunque la bikini esté cerca del cajón, marzo es una buena época para ponerle punto final al descontrol alimenticio del verano.


/clarin

Txangurro al horno








Ingredientes


Para 4 personas:

  • 4 txangurros (centollos).
  • 4 cebollas medianas.
  • 4 tomates maduros.
  • 200 ml. de aceite de oliva.
  • 2 copas de brandy.
  • mantequilla.
  • pan rallado.
  • perejil.
  • sal.

Como hacer Txangurro al horno


Pelaremos los tomates y les retiraremos las pepitas. Pelaremos y picaremos 2 cebollas. Haremos un sofrito, en una sartén con un poco de aceite de oliva.


Coceremos los txangurros en abundante agua salada, durante 20 minutos. Los retiraremos y dejaremos enfriar. Cuando estén fríos, los vaciaremos con mucho cuidado de no romper los caparazones. Picaremos la carne, incluyendo la de las patas.


Freiremos en el resto del aceite, las otras 2 cebollas, bien picadas, a fuego muy suave, y antes de que tomen color, incorporaremos la carne de los txangurros. La rehogaremos y flamearemos con el brandy caliente.


Pasaremos la salsa de tomate por el chino y la agregaremos al sofrito anterior, mezclándola y rehogándola unos minutos.


Con este preparado, rellenaremos los caparazones, espolvoreándolos con perejil picado y pan rallado. Esparciremos por encima trocitos de mantequilla. Los introduciremos en el horno precalentado, gratinándolos, hasta que esté dorada la superficie.
Consumirlos de inmediato, bien calientes.


/vinosyrecetas

10 exámenes que tu corazón necesita


Conocer para cuidar


En el país, cerca de 2,200 personas mueren cada día a causa de las enfermedades cardíacas, informa la Asociación Americana del Corazón (AHA). En el Mes del Corazón, el Dr. Héctor Michelena, cardiólogo de la Clínica Mayo, habla con HolaDoctor sobre 10 exámenes médicos para conocer y cuidar mejor tu corazón.




¿Quién los necesita?


“Hay sintomas que pueden sugerir problemas del corazón como dificultad para respirar cuando se realiza esfuerzo, dolor o presión en el pecho con esfuerzo o en reposo, palpitaciones, hinchazón en las piernas, mareos o desmayos”, explica el Dr. Michelena, de la División de Enfermedades Cardiovasculares de la Clínica Mayo, en Minnesota.


Recomendado:
Los mitos más comunes sobre las enfermedades del corazón


1. Electrocardiograma (EKG o ECG)
El ECG reconoce los impulsos eléctricos del corazón, y es uno de los exámenes más comunes para detectar problemas cardíacos. De acuerdo con la Clínica Mayo, este examen permite detectar arritmias, defectos cardíacos e incluso estrechamiento de las arterias. Es un estudio basico que todo cardiologo obtiene en los pacientes que examina.


Recomendado:
El sexo mejora tu salud cardíaca


2. Ecocardiograma (ECHO)


“El ecocardiograma es un ultrasonido que permite observar la estructura y la morfología del corazón, así como el funcionamiento del músculo cardíaco y sus cuatro válvulas”, explica el Dr. Michelena. Este examen permite detectar problemas en en la contracción del músculo cardíaco, estimar las presiones dentro del corazón, y provee información completa del funcionamiento de las válvulas.


3. Rayos X del tórax


Según el Dr. Michelena, “Esta prueba permite detectar problemas relativos al tamaño, posición y forma del corazón, así como en los grandes vasos sanguíneos que llegan y salen de él”. Además, permitiría diferenciar si los síntomas están relacionados con el corazón o con problemas en los pulmones, informa la Clínica Mayo.


/holadoctor


Cómo cocinar espinacas


Las espinacas son sabrosas, nutritivas y pueden servir para elaborar platos variados, pero no todas las formas de presentación o de cocción ofrecen las mismas virtudes.


Si son tiernas pueden usarse crudas en ensaladas, aunque a la mayoría de las personas les resulten mucho más sabrosas, ligeramente hervidas. Tener en cuenta que al cocinarlas la cantidad de espinacas se reducirá mucho.


Debe estar muy bien lavada, bajo el chorro de la canilla, cuidando que toda suciedad sea descartada. Recortar los tallos, y quitar las hojas manchadas o comidas por insectos, y las fibras que pueda contener. Hervirlas en poca agua salada (la suficiente para cubrirlas) durante dos minutos, si no queremos quedarnos con la mitad de las espinacas en cantidad, y en calidad vitamínica.


Luego refrescarlas con agua fría y escurrirlas bien apretándolas con las manos. Consumirlas lo más rápido posible.


No deben cocinarse al vapor pues disminuirían su sabor y su color.


/vegetomania

17 feb. 2012

Crakers de carnaval en forma de antifaz


Comenzamos con las recetas de carnaval con este aperitivo de galleta salada. Hacer estos antifaces crujientes no es ni difícil ni caro, ya que requieren pocos ingredientes. Para dar sabor a estos divertidos crakers, podemos usar ingredientes como el tomate en polvo, quesos, hierbas, semillas o especias.
  •     200 gr. de harina
  •     1+1 huevos
  •     100 gr. de mantequilla
  •     sal
  •     especias o queso rallado
Preparación:

1. Elaboramos la masa de la siguiente manera. Disponemos la harina en forma de volcán y le agregamos en el huevo uno de los huevos y una cucharadita de sal. Mezclamos con cuidado para mezclar un poco los ingredientes e incorporamos la mantequilla a temperatura ambiente. Amasamos hasta lograr una masa homogénea, la cual dejamos reposar 30 minutos en la nevera.

2. Pasado el tiempo de refrigeración de la masa, la extendemos sobre una superficie enharinada con ayuda de un rodillo. La dejaremos con un grosor de unos 3 mm.

3. Escogemos un un antifaz o una plantilla de papel con dicha forma y recortamos la masa siguiendo su contorno con un la ayuda de un cuchillo de punta filada. Introducimos un palillo de brocheta por uno de los laterales de la masa para que luego podamos agarrar por ahí el antifaz.

4. Colocamos los antifaces en una bandeja de horno cubierta con papel vegetal, los pintamos con el otro huevo batido y decoramos con las semillas o las especias elegidas y un poco de queso rallado.

5. Doramos los crakers en horno precalentado a 180 grados durante 15-20 minutos y, posteriormente, los dejamos enfriar sobre una rejilla.

Diversión para los niños: A los peques se les da muy bien eso de crear formas y decorar. Teniendo cuidado con el cuchillo, es bueno recurrir a ellos para pasar un rato entretenidos en la cocina preparando los antifaces.

/recetin.com

Merluza en salsa verde

Este pescado lo pueden comer los pequeños a partir de los diez meses, además es uno de los que más les gusta, porque su carne es fina, su sabor exquisito y porque las espinas se apartan con facilidad.

Ingredientes

Para 4 niños:

● Un lomo de merluza con su piel
● Un cuarto de cebolla
● Perejil
● Aceite de oliva virgen
● Un diente de ajo

Preparación

1. Cortar la cebolla y el ajo finos y pochar en una sartén con un poco de aceite templado.
2. Incorporar la merluza con la piel hacia abajo. Agita suavemente la sartén con movimientos circulares para que el pescado no se deshaga y la piel suelte la gelatina. Cuando la merluza esté casi hecha, agregar el perejil picado.

/serpadres

Ensalada de alcaparras

Ingredientes

(para 6 personas)
  • 1 kg. de patatas
  • 3 huevos duros (opcional)
  • 1/2 cebolla picada
  • 1/4 kg. de tomates cherry
  • 1 cucharadita de mostaza
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • Sal y pimienta: a gusto
Preparación

Lavar las papas y hervirlas con la cáscara hasta que se ablanden, sin deshacerse. Retirarle la cáscara con los dedos y cortarlas en rebanadas o bastoncitos, colocándolas en una ensaladera. Añadir los huevos duros cortados, los tomates enteros, y la cebolla pìcada. Condimentar con el aceite, la mostaza, la sal y la pimienta. Finalmente, incorporar las alcaparras. Servir fría.

/vegetomania

16 feb. 2012

La sal marina es tan dañina como la sal común


En lo que a nutrición se refiere, la única diferencia entre la sal marina, la sal de roca y la sal de mesa común, es que las dos primeras son mucho más caras que la tercera.




Una nueva investigación llevada a cabo en el Reino Unido encontró que a pesar de que se les presenta como "productos naturales y más sanos", la sal de roca y la sal marina tienen exactamente la misma composición química que la sal común de mesa.


La investigación, llevada a cabo por la revista Which? y la organización de apoyo al consumidor Consensus Action on Salt and Health (CASH) (Consenso en la Acción sobre la Sal y la Salud) no encontró diferencias entre el producto común y varias costosas marcas gastronómicas de sal de roca y sal marina.


Lo que sí encontró es que muchos de los adultos encuestados en el Reino Unido consumen demasiada sal, mucho más de los niveles recomendados de 6 gramos al día.


Se sabe que el alto consumo de sal es un factor de riesgo de hipertensión, la cual puede conducir a infarto o enfermedad cerebrovascular.


Se cree erróneamente que la sal marina o la de roca al ser productos "naturales" no son dañinos o que contienen sustancias más beneficiosas para la salud que la sal común que ya ha sido procesada.


Para investigar esas afirmaciones el estudio analizó el contenido químico de varias marcas gastronómicas de sal marina y de roca y las comparó con el contenido de la sal de mesa.


Encontraron que todas contienen 100% de cloruro de sodio y son igualmente perjudiciales para la salud si se les consume en altas cantidades.


Suficiente sal
El informe señala que "muchos chefs famosos no deberían estar alentando a la gente a espolvorear sus alimentos con sal marina, porque podemos obtener toda la sal que necesitamos a partir de una dieta balanceada".


El profesor Graham MacGregor, del Instituto Wolfson de Medicina Preventiva es presidente del CASH, y afirma que es "vergonzoso" que los chefs estén alentando a la gente a utilizar tanta sal marina y sal de roca.


"El mensaje más importante es que no necesitamos agregar un compuesto químico (cloruro de sodio) a nuestros alimentos" dijo el experto a la BBC.


"La comida sin sal sabe mucho mejor. Y ya hay suficiente sal natural en la fruta, vegetales, carne y pescado", agrega.


Según el informe, los productos de marca que alegan que algunas sales son más naturales y contienen minerales esenciales están confundiendo al público.


La revista Which?, una publicación de grupos de apoyo al consumidor, llevó a cabo un sondeo con 1.358 de sus miembros y encontró que uno de cada tres pensaba que la sal de roca y la marina eran productos más sanos que la sal común.


Sue Davis, asesora de políticas de Which? afirma que "muchos de nosotros estamos tratando de reducir la cantidad de sal en nuestra dieta, pero nuestra investigación muestra que la gente está gastando innecesariamente más dinero en sales de "alta calidad" porque a menudo cree que ésta es más sana que la sal de mesa tradicional".


"Debido a que la mayoría de sal que ingerimos está ya presente en los alimentos que compramos, la opción más barata -y la más sana- sería dejar de agregar sal adicional a toda la comida".


"Which? está pidiendo a la industria de alimentos que reduzca la cantidad de sal en sus productos, y estaremos vigilando el progreso que se logra en los próximos meses".


La industria, por su parte, disputa la investigación.


"El informe no está presentando el panorama completo porque no analiza otras cosas que tiene la sal marina o los aditivos que contiene la sal de mesa" dijo a la BBC David Lea-Wilson, copropietario de la Compañía Anglesey de Sal Marina, que produce la marca de sal marina Halen Mon Pure White.


Y Romi Alexander, de la empresa So Natural, que abastece la sal Himalayan Crystal, expresa que "la sal de mesa es una sustancia blanca altamente refinada y procesada que carece de nutrientes".


/cocinadelasemana

Alitas de pollo a la portuguesa








Disfrute de las tradicionales alitas con un toque de sabor. Ideales para compartir con sus amigos mientras disfrutan de una deliciosa cerveza fría.


Ingredientes


para 4 personas

  • 3 libras de alitas de pollo (use solamente las ‘colombinas’) 
  • Sal 
  • Pimienta fresca 
  • 4 dientes de ajo picados 
  • 1 cucharada de páprika o pimentón en polvo
  • 1 cucharada de salsa soya 
  • ¼ de taza de vinagre blanco 
  • ¼ de taza de perejil
  • ¼ de taza de cebolla larga picada 
  • 1 limón  
  • Aceite para freír

Preparación 


Ponga a marinar las colombinas en una mezcla de soya, vinagre y pimentón molido. 


Muy cerca de la hora de servirlas, llévelas a una sartén grande con aceite suficiente, bien caliente, para freírlas poco a poco hasta que estén bien doradas, entre 15 y 20 minutos. 
Retírelas y póngalas sobre toallas absorbentes. 


Aparte, dore el ajo en 2 cucharadas de aceite y espárzalo sobre las colombinas. 


Rocíelas con el cilantro y la cebolla picada. 


Sírvalas con cascos de limón. 


/revistafucsia   

Cómo mantener la piel joven


Isabel Muñoz, cosmetóloga del Instituto Pond’s, da las reglas básicas para cuidar la piel desde muy temprano. Entérate aquí.




¿A qué edad debe empezar una mujer a cuidar su piel con productos especializados?
La pubertad es buen momento para marcar los primeros hábitos.


¿Cuáles son los primeros síntomas de envejecimiento de la piel?
A edad muy temprana empieza a perder parte de sus facultades protectoras y de regeneración, iniciando un proceso de deshidratación que trae los primeros síntomas: falta de ‘jugosidad’ y cierta descamación. 


¿Cómo saber desde muy temprano cuál es el tipo de piel y preservarla de los agentes externos que la atacan?
Es necesario acudir a un profesional, no sólo en los primeros cuidados, sino a lo largo de la vida, pues la piel cambia de forma continuamente y no siempre tenemos que cuidarla de igual manera.


¿Qué es lo básico en la rutina diaria de cuidado?
El paso inicial es la limpieza, que elimina el exceso de grasa, las bacterias, las células muertas, el maquillaje y las impurezas. La tonificación, su complemento, retira los residuos e impurezas, controla el exceso de grasa en la piel y cierra los poros, además de reafirmar los tejidos y activar la circulación. Por último, la humectación e hidratación protegen la piel de los factores que la resecan como sol, luz artificial, viento, calor y polución; factores que aceleran el envejecimiento. Esta rutina se debe hacer en la mañana y en la noche para lograr mejores efectos.


¿Cuáles son los ingredientes naturales más idóneos contra la resequedad?
Para evitar la pérdida de agua, en cosmética hay ingredientes naturales como té verde, regaliz, semilla de mijo, pepino, aloe vera y otros con gran poder antioxidante.


Una vez aparecen las primeras arrugas, ¿cuál es la mejor fórmula para contrarrestarlas?
Tratar la piel diariamente con cosméticos adecuados, y acudir a centros de belleza todos los meses con el fin de frenar los signos de envejecimiento, ya que allí cuentan con tecnología más precisa y con cosméticos más efectivos que sólo puede manipular un experto en belleza.


¿Por sus características genéticas las pieles de las mujeres latinas deben seguir un cuidado diferente al de otro tipo de razas? 
Las pieles latinas se caracterizan por ser más resistentes, con pigmentos más oscuros, por lo tanto, tienden más a mancharse y debido al clima necesitan cosméticos con protección más elevada.


¿Qué ingredientes de los que contienen algunos productos de belleza aconseja no usar nunca, y por qué?
Todos los ingredientes existentes pueden ser recomendados, el problema es cuando no van dirigidos a la piel adecuada con las características que ésta demanda.


¿Cuál es el enemigo número uno de la piel, y por qué?
Está comprobado que nuestro gran enemigo es el sol en el caso de no hacer uso correcto de él, ya que consigue dañar células que luego es imposible reparar.


¿Cuál es el aliado número uno del cuidado de la piel, y por qué?
La protección. Para practicarla no existe edad, solamente tener en cuenta que necesitamos una barrera frente a los agentes externos, para evitar la pérdida de agua y el daño solar que llevan al envejecimiento prematuro.


/revistafucsia

Parkinson: Los beneficios del Tai Chi




Parkinson: Los beneficios del Tai Chi. Aunque los médicos ya habían apuntado que la práctica de algún tipo de ejercicio físico ayuda a aliviar algunos de los síntomas o efectos de la enfermedad de Parkinson, nunca se habían posicionado por una u otra modalidad. El Tai Chi, gracias a sus movimientos lentos, se presenta como un buen aliado para mejorar la estabilidad y evitar las pérdidas de equilibrio con las consiguientes caídas y traumatismos. Dos sesiones semanales ayudan a reforzar las capacidades funcionales de los pacientes.


Entre los beneficios terapéuticos de la práctica del Tai Chi nos encontramos con que su práctica puede ayudar a mejorar el equilibrio, reducir los temblores, la rigidez, los riesgos de pérdida de estabilidad y de sufrir un traumatismo o fractura a consecuencia de una caída. Es uno de los síntomas que lleva aparejada la enfermedad de Parkinson, un desorden neurológico que se caracteriza por la parálisis del sistema nervioso, a cuyos pacientes, médicos y expertos en este trastorno de la salud, ya venían recomendado la práctica de algún tipo de actividad física para evitar la merma de sus capacidades funcionales. Y en esta parte de la terapia donde un grupo de investigadores de Estados Unidos decidieron centrarse para valorar si el Tai Chi realmente ayudaba a los pacientes. Los resultados constataron que dos sesiones semanales (de una hora aproximada) en pacientes con Parkinson en un fase moderada ayudan a mejorar tanto su estabilidad como el control de su cuerpo y su capacidad para andar (mejorando además el movimiento de las rodillas).


Según datos de la Sociedad Española de Geriatría y Gerontología, se calcula que el parkinson afecta a unas 150.000 personas en nuestro país. Mejorar la calidad de vida de estos pacientes, al igual que seguir avanzando en el estudio del diagnóstico y nuevas técnicas terapéuticas, sigue siendo uno de los objetivos prioritarios de la medicina. Ayuda que, en este caso, viene de la mano de una técnica que, como señalan los médicos, se puede practicar en cualquier momento del día, no está reñida con la edad y, además, tiene un bajo coste. Aunque por sí solo el tai chi no ayuda a eliminar los síntomas de esta enfermedad, y no es un sustitutivo del tratamiento médico, si puede ser beneficioso para aliviar y retrasar el avance del parkinson. De hecho, en el estudio señalado anteriormente, los resultados no engañan. Las caídas, entre los pacientes que practicaron este tipo de ejercicio físico, se redujeron hasta un 65%.


Aunque el Parkinson, al igual que otras enfermedades como el Alzheimer, está directamente relacionado con la edad, ya que suele aparecer a partir de los 60, los síntomas pueden empezar muchos años. Síntomas como temblores en las manos, piernas e, incluso, en la cara; rigidez muscular, dificultades para realizar movimientos y problemas de coordinación y equilibrio. Síntomas a los que, a veces, pueden acompañar otros trastornos como problemas del sueño o depresión.


El Tai Chi es un legendario arte chino, basado fundamentalmente en la coordinación lenta de movimientos y posturas. Además de utilizarse como ejercicio físico, también puede ser un buen aliado para relajarnos, liberar estrés y tensiones.


/ellahoy

Empanadillas de atún






A partir de 9 meses. Las empanadillas les encantan los niños, pero al ir fritas, el contenido calórico y graso aumenta, por lo que no se puede abusar de su consumo. Gracias a estas empanadillas los más pequeños tomarán pescado. 


Las caseras son mucho más saludables que las empanadillas precocinadas, que suelen tener grasa, sodio y aditivos.


Ingredientes


● 12 obleas para empanadillas. 
● 100 g de atún en aceite. 
● 1/2 pimiento rojo picado.
● 1/2 cebolla picada.
● Un tomate maduro. 
● Aceite de oliva.


Preparación


1. Escaldar el tomate, pelarlo y picarlo.
2. Calentar el aceite del atún con una cucharada de aceite de oliva en una sartén y rehogar la cebolla y el pimiento hasta que estén tiernos.
3. Añadir el tomate picado y el atún desmenuzado. Cocinar 10 minutos. 
4. Repartir el relleno ya frío en las hojas de empanadillas. Mojar los bordes con agua y cerrarlas aplastándolos con un tenedor.
5. Freírlas en abundante aceite y dejarlas escurrir sobre una fuente forrada con papel absorbente.


/serpadres

Comer como un Buda


Sentarse a la mesa con atención plena, claridad mental y concentración —«alimentación con conciencia»— es la última moda entre ejecutivos estresados




El ritmo de vida actual, sincopado entre largas horas de trabajo, pantallas de ordenador, redes sociales y teléfonos móviles, nos impide detenernos un instante para reflexionar o disfrutar de actos tan cotidianos pero fundamentales como el comer. Comemos frente al ordenador o la televisión, en diez minutos. Comemos caminando o mientras hablamos por teléfono. Comemos muy mal. Pero, como alternativa, una corriente liderada por expertos en nutrición y alimentación está promoviendo la «alimentación con conciencia», que consiste en meditar sobre lo que estamos comiendo.


La alimentación con conciencia está basada en el «sati» budista: un estado de atención plena y de absoluta claridad de mente, que ayuda a la persona a concentrarse en el aquí y el ahora. Aplicado a la comida requiere que nos sentemos a la mesa con los cinco sentidos dispuestos a ser estimulados, en silencio, sin distracciones electrónicas y, si es posible, con velas o flores que ayuden a serenar el ambiente. Su propósito es sustituir los pensamientos por la conciencia de todo aquello que forma parte de un instante, como el sabor, la textura o la procedencia de lo que ingerimos.


Según el Centro para la Alimentación con Conciencia, esta forma de comer puede transformar la relación de una persona con la comida, mejorar su salud, su autoestima y sus relaciones personales. Aunque puede sonar excesivo, los beneficios de la alimentación con conciencia no son solo palabras para vender libros de autoayuda o convencer a incautos para que asistan a costosas clases. En EE.UU., investigadores de universidades como Harvard o Cornell defienden las ventajas de este tipo de alimentación. Entre ellos, la doctora Lilian Cheung, profesora de Nutrición en Harvard, y coautora junto al monje budista Thich Nhat Hanh de «Saborear. Circunspección para comer y vivir mejor».


En la sede de Google en Silicon Valley, ya han incorporado la alimentación con conciencia. La empresa lleva trabajando desde 2009 con el equipo de nutrición de Harvard para ofrecer comida saludable en sus cafeterías y el pasado septiembre contaron con Nhat Hanh para enseñar a 700 de sus empleados los secretos de la alimentación con conciencia. Una clase que varios de los asistentes consideraron «trasformadora».


Algunos creen que esta forma de comer más atenta y agradecida podría ser el antídoto contra la epidemia de obesidad en Estados Unidos, un país donde los concursos de engullir perritos calientes son un entretenimiento y no una aberración. Pero no todos los expertos están de acuerdo. Entre los que disienten se encuentra la doctora Jan Chozen Bays, profesora de meditación y autora del libro «Alimentarse con conciencia. Una guía para redescubrir una sana y feliz relación con la comida». En el artículo «Los budistas dicen que no eres lo que comes, sino cómo lo comes», sostiene Chozen que esta forma de alimentarse no es una dieta y que no hay ninguna garantía de que te hará perder peso. Lo único garantizado es que quien la practique recuperará una relación equilibrada con el alimento y conseguirá comer solo por hambre y no guiado por otros impulsos como la tristeza, el aburrimiento o la ansiedad.


/abc

Tallarines con verduras y salsa de soja






Ingredientes:

  • 250 de tallarines 
  • 8 setas shiitake 
  • 4 dientes de ajo 
  • 2 guindillas 
  • 1 trozo de 3 cm de jengibre 
  • 1 zanahoria 
  • 100 g de judías verdes 
  • 1 pimiento rojo pequeño 
  • 2 cuch. soperas de salsa de soja 
  • 2 cuch. soperas de azúcar moreno 
  • 3 cuch. soperas de aceite de oliva virgen 
  • Media taza de agua, 
  • sal y pimienta 

Preparación:


Limpiar y cortar las setas en láminas, picar 2 dientes de ajo y rallar el jengibre. Pelar y cortar en tiras la zanahoria. Cortar en tiras finas las judías verdes y el pimiento rojo.


Saltear el ajo y el jengibre 1 min, añadir la zanahoria, las judías verdes, el pimiento y las setas. Saltear 5 min.


Cocer los tallarines según las instrucciones del fabricante.


En un cazo, hacer una salsa con las guindillas picadas, 2 dientes de ajo majados, el azúcar moreno, la salsa de soja y el agua.


Dejar hervir 5 minutos.


Añadir a la salsa los tallarines y las verduras, mezclar y servir caliente. 


/hola

Recetas para bebés a partir de 9 meses


Estas recetas son para niños que tienen a partir de 9 meses de edad. ¡Toma nota de estas recetas!


Naranja rellena


La naranja, la piña o el kiwi son de los alimentos con más contenido en vitamina C y deberían formar parte habitual de la dieta de los niños. 


Con un poco de imaginación y gracias a la diversidad de colores que presentan las frutas, podemos elaborar recetas atractivas para los pequeños: hacer figuras con los gajos de naranja y mandarina, mezclar dos frutas, una cortada en cuadraditos y otra en tiras, hacer un castillo... 


Una buena dosis de vitamina C presentada de forma atractiva que encantará a los pequeños.


Ingredientes


● 1/2 naranja.
● 1/2 rodaja de piña.
● 1 cucharadita de queso fresco.


Preparación


1. Ahuecar la media naranja y partir la pulpa extraída en trozos pequeños. Partir la media rodaja de piña en pedacitos de tamaño similar a los de la naranja.
2. Rellenar la cáscara de naranja con la fruta y poner el queso por encima. Servir a temperatura ambiente.


/serpadres

Postre de choclo


Este postre les resultará rico, y fácil de preparar, y una manera de atraer a los niños a la comida saludable.


Ingredientes

  • 3/4 kg. de zanahoria hervidas
  • 1 lata de choclo o el equivalente de choclo hervido desgranado
  • 1/2 taza de azúcar morena
  • 1/2 taza de jugo de ananá
  • 10 rodajas de ananá

Preparación


Colocar en una fuente de horno enmantecada, las zanahorias en rodajas, embabidas en el jugo de ananá, cubriendo todo el fondo, en una capa de 1 centímetro. Encima esparcir el azúcar morena mezcalada con los choclos. Colocar al horno por 15 minutos y servir decorado con las rodajas de ananá (puede usarse ananá en almíbar o duraznos si son de su preferencia).


/vegetomania




15 feb. 2012

Arroz con coco


Culturalmente, el arroz, originario de Asia Menor, ha sido asociado con la fertilidad.


Ingredientes
para 5 personas
  • 2 libras de arroz
  • 1 taza de azúcar
  • 2 cocos
  • 1 cucharada de sal
  • 1 taza de pasas
  • 8 tazas de leche de coco
Preparación

1. Ralla el coco y añada 2 de tazas de agua Páselo por colador para que quede la primera leche de coco.

2. Lleva al fuego con la taza de azúcar hasta que haga caramelo más o menos oscuro.

3. Saca el resto de la leche del coco, mezclándolo con 2 litros de agua, junto con el coco rallado ponga a hervir con la mezcla anterior.

4. Agrega el arroz y las uvas pasas y revuelve hasta que se seque. Cuando este casi listo, baja el fuego y
tapa para que el arroz termine de abrir y no se queme.

/revistafucsia

Comer mucho aumenta el riesgo de pérdida de memoria


Consumir una dieta alta en calorías puede duplicar el riesgo de sufrir deterioro cognitivo leve (DCL), el síntoma que suele aparecer en las primeras etapas de demencia.

El DCL, también llamado demencia incipiente, es la etapa que se presenta entre la pérdida normal de memoria del envejecimiento y la primera etapa de enfermedad de Alzheimer.

Los científicos de la Clínica Mayo, en Estados Unidos, encontraron que las personas mayores que consumen más de 2.000 calorías diarias -el nivel de consumo calórico considerado normal- tienen dos veces más riesgo de DCL que quienes consumen menos calorías.

El DCL está siendo cada vez más investigado porque se cree que es una etapa que puede ayudar a predecir quién desarrollará alguna forma de demencia, como Alzheimer. Las personas afectadas con DCL muestran síntomas, como pérdida de memoria, que son más avanzados de lo que se espera para su edad pero no interfieren de forma significativa con sus actividades diarias.

La investigación, presentada durante la conferencia anual de la Academia Estadounidense de Neurología, que se celebra en Nueva Orleans, investigó el impacto de la dieta en 1.233 personas de entre 70 y 89 años. Ninguna tenía demencia, pero 163 habían sido diagnosticadas con DCL.

Más calorías, más riesgo
Los participantes fueron divididos en dos grupos de acuerdo con su consumo calórico diario: de bajo consumo (de 600 a 1.526 calorías), mediano (1.526 a 2.142,5) y alto (2.142,5 a 6.000). Posteriormente se comparó la incidencia de DCL con el nivel de consumo de calorías.

Los científicos no encontraron diferencias entre los grupos de bajo y mediano consumo. Pero en el grupo de alto consumo se encontró una incidencia de DCL de más del doble. E incluso tomando en cuenta factores como historial de enfermedad cerebraovascular, diabetes, educación y otros que se sabe pueden afectar el riesgo de pérdida de memoria, se encontraron los mismos resultados.

"Observamos un patrón de dosis-respuesta que simplemente significa que: entre más alto el consumo de calorías cada diaria, más alto el riesgo de DCL", señala el doctor Yonas Geda, quien dirigió el estudio.

El estudio, sin embargo, no revela si una dieta alta en calorías causa DCL o si la gente que ya tiene discapacidad cognitiva termina comiendo más alimentos o si hay otro factor involucrado que incrementa el riesgo de ambos. Pero el doctor Geda cree que el hallazgo es importante como potencial forma de prevención.

"Reducir las calorías y comer alimentos que formen una dieta sana puede ser una forma muy simple de prevenir la pérdida de memoria cuando envejecemos", expresa el investigador. Los resultados apoyan las estrategias de prevención actuales sobre el estilo de vida y el riesgo de demencia.

Según la doctora Marie Janson, de la organización Alzheimer's Reserch Uk, el estudio "se ajusta en el cuadro más amplio de un estilo de vida sano para prevenir Alzheimer más tarde en la vida. Sabemos que la edad es uno de los mayores factores de riesgo de demencia, pero adoptar un estilo de vida sano que incluya una dieta balanceada y ejercicio regular, es beneficioso para proteger contra la demencia y otras enfermedades crónicas", agrega.

/revistafucsia

Alubias con perdiz


Nº de Personas: 4

Ingredientes:
  • 1 ½ taza de alubias estofadas
  • 2 perdices
  • 2-3 cebollas
  • 2 dientes de ajo con piel
  • 1 ramita de tomillo
  • Vino blanco
  • Harina
  • Aceite de oliva virgen
Preparación:

Hacer unas alubias estofadas. Atar bien las perdices; salarlas y enharinarlas. En una cazuela con 6 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen, dorar las perdices. Sacar de la cazuela y reservar.

Pelar y picar la cebolla menuda. Verter en la cazuela y hacer lentamente junto con los dientes de ajo sin pelar. Cuando esté pochada, con un color y olor apetecibles, incorporar las perdices, regar con un chorrín de vino blanco, incorporar la ramita de tomillo y dejar hacer tapadas hasta que estén tiernas. Retirar y dejar enfriar.

Deshuesar las perdices e incorporar a las alubias. Hacer a fuego suave unos 5 u 8 minutos más para incorporar bien los sabores. Mover la cazuela en vaivén, no remover con un cucharón.

/hola

¿Qué es la Nutrición Celular?

La nutrición celular se basa en suministrar al organismo las vitaminas, minerales y aminoácidos que no obtiene de los alimentos pero que son necesarios para su correcto funcionamiento. Se trata de añadir estos micronutrientes en la proporción y cantidad adecuados para que no resulten perjudiciales para el cuerpo humano sino que le ayuden a mejorar y mantener su estado de salud.

“investigaciones en todo el mundo demuestran que la corrección alimentaria y el aporte de cantidades óptimas de nutrientes vitales puede ser más que suficiente para mejorar trastornos de salud crónicos y complejos”.

Se trata de suministrar nutrientes naturales  a cada persona según sus necesidades, de ahí la importancia de que esta técnica sea supervisada por un médico. El objetivo es conseguir el equilibrio orgánico que garantiza el estado de salud óptimo. El Instituto de Nutrición Celular Activa (I.N.C.A.), por ejemplo, aplica estos principios.

¿Por qué los alimentos no proporcionan al organismo estos nutrientes esenciales?

Según la nutrición celular, los métodos decultivoindustrializados que se emplean actualmente empeoran la calidad de los alimentos. Al recogerse cuando todavía están verdes y además, el transporte yalmacenamientodeteriora los nutrientes. Así que los alimentos que llegan a nuestras casas tienen nutrientes, pero en cantidades inferiores a las que deberían.

La medicina ha focalizado las investigaciones científicas hacia la curación de las consecuencias de una alteración, y ha acabado olvidando su origen: la disfunción de la propia célula.

Para funcionar, la célula necesita materias primas tales como hidratos de carbono, proteínas y lípidos. Pero también precisa de micronutrientes: Oligoelementos, minerales, vitaminas hidrosolubles y liposolubles, aminoácidos esenciales y ácidos grasos poliinsaturados esenciales.

 La aplicación de este tipo de terapia es muy amplia, podemos utilizarlo en enfermedades reumáticas, del aparato locomotor, problemas ginecológicos, metabólicos,… Por otro lado, esta opción terapéutica es ideal en la prevención de enfermedades y otra aplicación importante es en el deporte.

Los 7 Terrenos CHANBIO

A partir del modo de vida de la persona, origen de las carencias en oligoelementos, vitaminas, ácidos grasos… y teniendo en cuenta las diferentes intoxicaciones, los trastornos funcionales característicos, expresión localizada de desórdenes más profundos, nuestra experiencia nos ha permitido diferenciar 7 terrenos biológicos diferentes:

- Carenciados
- Hipoglucémico
- Ácido
- Neurodistónico
- Baso colítico
- Intoxicado
- Oxidado

/nutrición.pro

Cereales, fundamentales en la alimentación infantil


El arroz, la pasta, el maíz o el pan son algunos de los alimentos que pertenecen al grupo de los cereales. Son una fuente de energía y un elemento imprescindible de la dieta infantil. Los niños deben tomarlos a diario.

Los cereales están en la base de la pirámide de la alimentación, lo que significa que son productos que hay que consumir todos los días y en cantidades mayores que otros. A los niños les gustan mucho y los toleran bien; de hecho forman parte de la dieta infantil desde que son muy pequeños: a menudo el primer alimento que prueba el bebé después de la leche es un cereal.

¿Cuál es su valor nutritivo?

- Contienen sobre todo hidratos de carbono, los nutrientes que proporcionan energía al cuerpo.
- Se trata de hidratos de carbono de absorción lenta, es decir, que el organismo no recibe esa energía de golpe sino de un modo gradual y durante un tiempo.
- Eso garantiza que los niños puedan hacer frente a la actividad diaria (jugar, atender en clase, estudiar, hacer deporte...) sin agotarse.
- Los niños deben tomar seis raciones de cereales al día. De hecho, la mitad de las calorías que ingieren a lo largo de la jornada deberían provenir de los hidratos de carbono.

Hay que tomar cereales en todas las comidas

- El pan ha de estar presente en todas las comidas.
- El arroz y la pasta se pueden alternar; a la semana conviene ofrecerles tres o cuatro raciones de cada (una ración equivale a media taza de pasta o arroz cocidos).
- En el desayuno los cereales son imprescindibles: el pan (tostado, en barrita) se puede alternar con unos copos de cereales, galletas, filloas, o algún producto de bollería casero (bizcocho, rosquillas, etc.).

/serpadres
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...