16 ene. 2012

Cómo ser astuto con los antojos

¿Tus antojos te alejan de mantener tu peso ideal? Los antojos fuertes pueden, en realidad, arruinar una dieta, y causar culpa y estrés cuando son demasiado fuertes para ignorarlos.

Algunas personas piensan que los antojos son parte de la vida y que un poco de fuerza de voluntad es lo único que se necesita para vencerlos. ¡No es así! Pero puedes ser más astuto que tus antojos, para no permitir que te controlen, siguiendo estos simples pasos.

Paso 1: Identifica el Antojo

Detente un momento e identifica el antojo. ¿Qué ansías comer?

Esas ansias son la forma que tiene tu cuerpo de decirte que necesita algo. Si tienes antojo de algo salado, es posible que estés deshidratado. Si tienes antojo de un bocadillo dulce, puede que tengas bajo el nivel de azúcar en la sangre. Si tienes antojos de frutas y vegetales, podrías necesitar vitaminas o fibra.

A veces ansiamos comer grasa si hemos mantenido una dieta baja en grasa por mucho tiempo. Un fuerte deseo de leche, en realidad, sugiere una necesidad de calcio o vitamina D.

Una vez que averiguaste de qué tienes antojo, es tiempo de aprender por qué.

Paso 2: Identifica Qué es lo Que Dispara el Antojo

Es importante ser capaz de saber si un antojo es una necesidad nutricional legítima o solo el síntoma de emociones fuertes o reacciones químicas.

Estudia las circunstancias que rodean esas ansias. ¿Estás hambriento simplemente porque has pasado mucho tiempo sin comer? ¿Algo hizo que te pusieras triste repentinamente, enojado o estresado? ¿Estás, solamente, aburrido?

Algunas veces, después de comer una comida cargada en carbohidratos, te encontrarás deseándolos otra vez en muy poco
tiempo. Esto es porque los carbohidratos elevaron tu nivel de glucosa en la sangre, disparando la liberación de insulina con una subsecuente caída rápida de tu nivel de azúcar en la sangre  poco después de la comida. El cuerpo responde haciéndote sentir ganas de ingerir azúcar (carbohidratos).

Escribe las circunstancias en tu diario alimenticio y comienza el seguimiento de tus antojos. Verás emerger un patrón. Si es así, podrás seguir ese patrón para predecir ansias futuras y evitarlas antes de que ataquen.

Paso 3: Haz Sustituciones Satisfactorias

Ocurren muchos fracasos con las dietas porque sentimos un antojo muy fuerte por algo dulce o grasoso, así que, cogemos el primer alimento cercano que cumple con esos criterios. Demasiado frecuentemente, es algo poco saludable y alto en calorías.

Tómate un momento para ser honesto contigo mismo. ¿De verdad necesitas un pedazo grande de pastel, o un pedazo menos sería suficiente? Algunas veces solo el sabor de algo dulce o cremoso es suficiente para satisfacer las ansias de este tipo de alimentos.

En lugar de coger una bolsa grande de papas fritas coge sólo un puñado de maníes salados o una bolsa de 100 calorías de palomitas de maíz bajas en grasa. Ellos saciarán tu antojo de algo salado o crujiente sin arruinar tu dieta.

El deseo de grasa se puede frenar al comer unas rebanadas de aguacate, o agregando algo de aceite de oliva extra virgen a una rebanada de pan integral. Sé creativo con las sustituciones y rara vez te sentirás privado de ese antojo.

Paso 4: Se Consciente


Comer inconscientemente le permite a los antojos encontrar un camino en nosotros. Comer inconscientemente nos pone fuera de control.

Siéntate y presta atención en el momento mismo en que comienzas a ser atacado por esas ansias. Identifica el antojo y sus causas, y concédetelo con moderación. Mientras comes, préstale atención a la respuesta de tu cuerpo.

Tómate un tiempo para saborear cada bocado. Suelta el tenedor o la cuchara después de un bocado o dos, y respira lenta y acompasadamente. No leas o mires la televisión; en su lugar, céntrate en lo que estás comiendo.

Toma agua durante toda la comida. Algunas veces la sed parece hambre, produciendo ansias que nos mantienen comiendo más allá de la saciedad. Cuando termines, tómate un tiempo para estirarte y relajarte antes de volver a tus actividades diarias.

Estas poderosas sugerencias te pondrán en contacto con tu hambre verdadera ¡y nunca tendrás que temerle a tus antojos otra vez!

/bajar-de-peso.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...