9 jul. 2012

Platos de una dieta equilibrada

PARA EVITAR IRRITACIÓN ESTOMACAL, ABSTÉNGASE DE LOS ALIMENTOS MUY FRÍOS O CALIENTES

Cuando descubre que la causa de sus malestares estomacales no es otra que una gastritis, es momento de que haga algunos cambios. “El estómago se torna muy sensible y cualquier sustancia irritante puede producir acidez, náuseas y hasta vómitos”, expresa Jeanet Díaz, nutrióloga del centro Natur House.

Eso hace que las meriendas que acostumbra tomar (bebidas gaseosas o golosinas) o medicamentos (aspirinas) se tornen intolerables y tenga que descartar de su dieta por un tiempo, explica.

Pero más que entristecer o incomodarse, le conviene aprovechar los beneficios de su nuevo régimen alimenticio.

Según “Alimentación y nutrición familiar” (Editex S.A., 2009), de varios autores, las dietas de protección gástrica (indicadas para estos casos) aseguran una buena digestión y evitan complicaciones como las úlceras.

Especialidades
Cambie la cara larga. Las dietas para gastritis no conforman un menú unicolor, en cambio, ofrecen opciones saludables y variables, señala Díaz.

Su carta depende en gran medida de los síntomas y su evolución, pero, en general, los alimentos muy fríos (como cerveza y helados) o los muy calientes (como café o té) están fuera de la mesa, de acuerdo con Jorge Pamplona, autor de “Salud por los alimentos” (Safeliz, 2003).

Tostadas, galletas de agua, purés, cremas y gelatinas son recomendados, sobre todo si se trata de una gastritis aguda.

Es importante reservar un espacio a los líquidos y aumentar el consumo de legumbres y avena. Pamplona informa que esta última contiene un mucílago que la hace suavizante y protectora de la mucosa gástrica.

En “Los servicios de ayuda a domicilio” (Panamericana S.A, 2009), varios autores aconsejan preparar los alimentos asados, cocidos o a la plancha y obviar los aderezos o condimentos fuertes.

Rutina

Respetar los horarios de comida es fundamental a la hora de seguir una dieta de protección gástrica. En “Comer bien y vivir mejor” (Ediciones Lea, 2006), María Taltavull indica que es de gran utilidad dividir la in- gesta en desayuno, almuerzo, merienda y cena, e incluir comidas ligeras o colaciones a media mañana y media tarde.

Así, asegura, evitará alimentarse en gran volumen o de una sola vez. Mientras, Díaz sugiere no tomar alimentos sólidos antes de ir a la cama y masticar bien, en ambientes relajados y tranquilos.

Y como en estas dietas se suele avanzar según la tolerancia, puede ir probando los alimentos ricos en fibra. La especialista orienta a tener cuidado con la leche ya que suele incitar la acidez en estos casos.

(+)
TIPS PARA POTENCIAR EFECTOS

Complementar las dietas con tratamiento físico para aliviar y curar los síntomas de la gastritis es válido y efectivo.

En “Salud por la naturaleza” (Safeliz, 2003), de Ernst Schneider, se explica que las compresas de agua caliente y fomentos sobre el estómago contribuyen al bienestar y relajan los músculos para una digestión equilibrada.

Es prudente también disminuir al máximo el consumo de bebidas alcohólicas o el tabaquismo ya que estos hábitos son a menudo desencadenantes de la gastritis.

/listidiario

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...