12 jun. 2012

Dieta Enteral Planas: una sonda sustituye a tu apetito

Un nuevo método que te pone una sonda nasogástrica para que adelgaces. Radical, cara y sin ningún respaldo científico. Así es la dieta enteral de la Clínica Planas.

Dejar de comer para perder peso. Eso es lo que propone la radical dieta de la clínica Planas de Barcelona, especializada en la cirugía estética de los famosos. Pasar 10 días hospitalizado con un tubo metido por la nariz y sin probar bocado.

Un método extremo que ha cosechado críticas desde el primer momento.
Comer como si estuvieses en coma
La dieta Planas se divide en dos fases:

  • 10 días hospitalizado y con una sonda nasogástrica mediante la que se propulsan los nutrientes necesarios para el organismo sobreviva.
  • Dos semanas siguiendo una dieta personalizada pero más "convencional".
La primera fase ha despertado los recelos de los especialistas. Durante esos 10 días, y a precio de hotel de 5 estrellas, el paciente permanece ingresado en la clínica, aunque puede salir al exterior cargando una mochila desde la que se bombean los nutrientes. Esa es su única alimentación.;

El método Planas promete pérdidas de peso entre el 8% y el 10% y se sitúa entre esas dietas para las que todo vale a cambio de perder peso. Los dietistas y nutricionistas, profesionales acreditados en materia de adelgazamiento, ya han condenado las dietas enterales y las consideran peligrosas para la salud. 
 
3.000 por ¿un milagro?
Hasta ahora, la alimentación enteral estaba estrictamente reservada a pacientes que no eran capaces de alimentarse con normalidad. Los cirujanos de Planas pretenden venderla como panacea para todos aquellos que estén dispuestos a pagar más de 3.000 euros.

Si otras dietas "milagro" como la dieta Dukan ya nos parecen peligrosamente desequilibradas, ¿qué decir de quien propone que nos alimentemos como enfermos terminales? No existe ningún estudio científico que respalde el método Planas, que contradice además la mejor regla para adelgazar sin perder la salud: hacer ejercicio y comer de todo, pero sin abusar.

Las tentaciones son las de siempre: un nuevo método que dice ser revolucionario (y que esta vez llega desde "la clínica de los famosos") y la eterna promesa de perder peso enseguida y sin esfuerzo. La verdad tampoco cambia: detrás de las dietas milagrosas solo hay embaucadores que sacian su codicia mientras tú pasas hambre.

¿Cuál será el próximo invento? ¿Ayunar hasta desfallecer?

/ocu.org

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...